Un pelotazo a la vista en la NBA: los Warriors, a por Damian Lillard

. © Ethan Miller (AFP) .

Damian Lillard puede tener que jugar a dos bandas este verano. Será una de las atracciones principales de la selección estadounidense en los Juegos de Tokio al mismo tiempo que empezará a bullir el mercado en la NBA, donde parece que su presencia en conversaciones sustanciales será segura. La difícil situación en la que su apoyo a Chauncey Billups, nuevo entrenador de los Trail Blazers, ha dejado su imagen de cara a los aficionados ha hecho que se piense seriamente su salida, dar un giro a su carrera deportiva después de nueve años en el mismo equipo. Siente que la lealtad ha dejado sitio a la crítica y la era de Terry Stotts ha llegado a su final, por lo que los cambios pueden ir más allá. 

No es agente libre ni lo será por mucho tiempo, su contrato se extiende hasta 2025. Si sale sólo podrá ser por traspaso. 

En un artículo con información de sus beat writers principales The Athletic publica varias opciones para Lillard. Knicks, con flexibilidad salarial; Raptors, con Siakam como moneda de cambio; Sixers, con Simmons en el escaparate; y más, pero destaca sobre todo la presencia de los Warriors como opción más que posible.

Los Warriors son el equipo que, por cercanía, más sentimiento de pertenencia puede generar en Lillard aparte de los Blazers, los que confiaron en él. Dame nació en Oakland, la ciudad que ha albergado a este histórico equipo hasta hace un par de años. Ahora, con 30 de edad y una madurez que le hace estar entre los mejores bases de la NBA, puede ser el momento para unir caminos. Sobre ello habla Anthony Slater, uno de los periodistas que siguen la actualidad de la franquicia: 

"¿Se meterían en la pelea los Warriors? Sí. Habría esa llamada. Ya han discutido la idea internamente, como estoy seguro que muchos 'contenders' han hecho, al ver el humo que se generaba en Portland. Su teórica oferta sería competitiva. Si los Blazers deciden traspasar a Lillard, una reconstrucción completa parece el camino más correcto y no habrá muchos mejores paquetes que el que le pueda mandar Golden State: James Wiseman, las elecciones 7 y 14 del próximo 'draft' y Andrew Wiggins como elemento para equilibrar los salarios. ¿Serán los Warriors capaces de tirarse al agua para llevarse a Lillard? El ajuste con Curry sería extraño, harían magia en los ataques y con Klay Thompson podrían formar probablemente el mejor trío en cuanto a tiro se refiere de toda la historia. Así tienes el tipo de talento exterior que se requiere en 2021 y en defensa te las arreglas con veteranos que sean agentes libres. Creo que los Warriors apretarán el gatillo si ven que pueden llegar hasta el final"

Un pelotazo a la vista en la NBA: los Warriors, a por Damian Lillard